Mi vecino es un contaminador, ¿le puedo denunciar?

ISOTIPO-INFOMEDIOAMBIENTAL
La convivencia es mucho más que convivir con tu vecino. En ocasiones se puede convertir en auténticas guerras. Lo hemos visto en muy buenas películas, pero es cierto que la realidad siempre supera a la ficción. Y cuando nos toca padecerlo, efectivamente tenemos para escribir un guión. Por eso, hoy queremos abrir la mente a esas personas que padecen que su vecino de al lado sea una máquina de contaminar.

La convivencia es mucho más que convivir con tu vecino. En ocasiones se puede convertir en auténticas guerras. Lo hemos visto en muy buenas películas, pero es cierto que la realidad siempre supera a la ficción. Y cuando nos toca padecerlo, efectivamente tenemos para escribir un guión. Por eso, hoy queremos abrir la mente a esas personas que padecen que su vecino de al lado sea una máquina de contaminar.

Son muchos los detalles que nos pueden ocurrir. Y es que los vecinos no solo atacan al de al lado, sino también lo hacen con el medio ambiente. Toma nota porque lo mejor será denunciar si vemos alguna acción que vaya contra la ley, como indican desde el bufete de abogados de Martin Laucirica, es cierto que lo mejor es hablar, dialogar e intentar llegar a un acuerdo, pero cuando no hay más remedio, habrá que denunciar ante un juzgado.

Ruido

El ruido también es una forma de contaminación, en este caso la denominada acústica. Los límites máximos de ruido están determinados por cada ayuntamiento. En general, son de 35 dB (decibelios) para el horario diurno -entre las 7 y las 23 horas- y de 30 dB para el nocturno. Los ruidos molestos de los vecinos pueden impedir o dificultar el sueño saludable, con las consecuencias negativas que ello implica: desde mal humor y dolores de cabeza. ante esto, no dudes en denunciar a la Policía si ves que se convierte en algo habitual. Es cierto que podemos tener paciencia si se trata de un día concreto, (fiesta de un sábado, cumpleaños o una celebración deportiva), pero si se convierte en algo habitual y encima durante días de diario, es algo que nos tenemos que pensar muy en serio para denunciar.

Maltrato animal

En materia de maltrato animal, la falta de espacio, soledad, malas condiciones higiénico-sanitarias o maltrato físico son algunas de las causas más habituales por las que se denuncia a los propietarios de animales. La denuncia de terceras personas puede salvar a estos animales de una vida de penalidades e incluso de la muerte. Así pues, si vemos que un vecino está ocasionando daños a sus mascotas, o como conviven en condiciones poco saludables, no dudemos en ponerlo en conocimiento de las autoridades. Eso también es otra forma de hacer daño a la naturaleza.

Emisiones

Es uno de los casos más concurridos. Y es que los vecinos pueden emitir muchas emisiones de diferentes tipos. En mi caso siempre recuerdo que mi vecina quemaba cosas dentro de su casa, lo que producía un espeso humo que se metía en mi casa. Si ya de por si era complicado, mis hijos eran asmáticos, por lo que el humo solían producirles tos y ahogamientos. Por supuesto que lo primero que hicimos fue hablar con ella, pero de nada sirvió. ¿Qué hicimos? Pues, según la recomendación de un servicio de abogados, llamar a la Policía Municipal para que fuera a comprobar la situación y pueda imponer multas y ordenar el cese de actividades si se incumplen normas administrativas. Y es que también puede pasar cuando hacen barbacoas.

Acumulación de basura

Es el denominado síndrome de Diógenes, es decir acumulación de basura en una casa. Si nos decidimos a denunciar, nos dicen que hay que presentar un documento que recoja los hechos y la problemática que se está observando en la comunidad. Este escrito debe dirigirse a dos instancias dentro del ayuntamiento. Se presentará en el Registro General del Ayuntamiento en que este ubicada la vivienda, dirigiéndolo por un lado a Salud Publica, para solicitar inspección sanitaria y se gire visita al inmueble y por otro a los Servicios Sociales de la zona, para iniciar una valoración social de ayuda y apoyo al propietario afectado por el síndrome de Diógenes. Y lo segundo, pues bien claro está, se debería interponer denuncia en el juzgado.

Obra sin licencia

Por último, también se le puede denunciar a un vecino porque realice una obra sin licencia. Esto también es un altercado contra la naturaleza, porque normalmente esto supone una acumulación de depósitos de residuos que no son tratados de manera correcta. Así, se pueden acumular ladrillos, cascotes de obra en mitad de la calle. Puedes realizar tú mismo la denuncia de obra sin licencia municipal o buscar el respaldo de un abogado experto en estos asuntos.

Estos son algunos de los casos que puedes verte metido por tener a un vecino contaminador. Como te hemos dicho, lo principal es no callarse, hablar, y si no entra en razones, pues apoyarte en un abogado para poder denunciar.

Últimas publicaciones